El lado B de Jorge Serón: su entrada al ruedo político

El lado B de Jorge Serón: su entrada al ruedo político

Rugbista, ingeniero forestal, navegante y presidente regional del mayor gremio forestal del país por 18 años, Jorge Serón Ferré se embarca con pasión hacia otros rumbos.

Por Carmen Gloria Sandoval    cgloriasando@trade-news.cl
Fuente: https://trade-news.cl/2021/01/31/el-lado-b-de-jorge-seron-su-entrada-al-ruedo-politico/

Ya fuera de la Corma, pero siempre comprometido con el desarrollo regional como dan fe las distintas instituciones y organizaciones a las que pertenece, confiesa que su mayor interés por estos días es seguir aportando para que las regiones puedan crecer y hacerse fuertes y, para lograr ese objetivo, es clave avanzar hacia la descentralización del país.

“Estamos frente a una nueva Constitución donde estos temas van a estar presentes, porque ya hay una visión muy transversal. No importa de qué segmento provengan las ideas políticas, pero todos tenemos conciencia que la centralización está matando el desarrollo de las regiones. El centralismo resuelve donde se realizan las inversiones, que tipo de infraestructura es la que requiere una región y eso está absolutamente fuera de toda lógica”, señala.

Ahora, las regiones a través de sus constituyentes van a ser más fuertes en avanzar hacia una descentralización real del país donde las regiones y las comunas puedan resolver sus presupuestos de inversión, particularmente en temas logísticos y en la infraestructura que están requiriendo, como caminos, soluciones sanitarias, conectividad, comunicaciones, etc.

Es que la forma, los criterios, las priorizaciones que hasta ahora ha llevado esta administración centralizada del país no han permitido que las regiones tengan un salto importante, al contrario. La Región del Biobío, tiene una postergación grande en términos de transformarse en una plataforma logística en todo sentido, dice Serón, candidato a constituyente por el Distrito 20. “Pero ahora uno vislumbra un cambio político que podría permitir hacerlo”.

Pero independiente de los avances en esa materia siempre habrá una dependencia importante del nivel central en cuando a la asignación de recursos. ¿Cómo lo harían entonces las regiones para generar los propios y crecer?

La forma en que hoy día se generan los tributos es un tema que tendrá que ser largamente discutido para redistribuir equitativamente a las regiones, porque hoy bajo la lógica del per cápita Santiago se lleva todo. Pero el desarrollo potencial, el esquema de mirar al largo plazo y las oportunidades tienen que estar en las regiones. Hoy hay una discusión fuerte de si se mantiene el régimen presidencialista o uno parlamentario o se busca una situación intermedia, pero sí parte importante de la forma como se administra hoy día el país en términos de tributos es materia de discusión, pero potenciando llevar decisiones a las regiones y con eso estamos dando el paso importante para que las regiones y el país empiecen a descentralizarse y activemos los proyectos que se estiman son muy necesarios.

¿Cuáles son esos proyectos, por ejemplo?

Primero, todo lo que dice relación con darle a los puertos un acceso y toda una logística. A nivel de los puertos tenemos una ventaja muy importante; mejor que los de la Quinta Región, pero no recibimos las inversiones por distintas razones. Hemos tenido estancamientos que entorpecen los flujos eficientes desde y hacia los terminales, como la falta de conexiones interportuarias y bypass para que la carga pueda fluir sin afectar a los centros poblados, desarrollar la interconectividad en el transporte ferroviario, generar las mejoras en carretera digital con fibra óptica y potenciar el sector turístico y los servicios en el área del conocimiento generando las plataformas adecuadas y las condiciones para mantener los talentos en nuestra región.

En el tema del transporte de carga donde el modo ferroviario es clave para esta región. ¿Lo ve usted complejo de resolver, considerando que el dueño es el Estado?

No es complejo, sino que se ve con una mirada corta y chata, porque podemos generar una vía muy adecuada para llamar a una propuesta internacional. Se hacen las inversiones a través de una concesión y generamos los cambios que se requieren con un plazo de 30 años y no seguir pensando en que no puedo, que tengo que soterrar la pasada o porque el puente, etc., Por eso estamos generando estos cambios, para que las empresas estatales tengan también alguna vinculación a nivel de las regiones y si tienen operaciones regionales el gobierno regional tenga algún grado de participación en ella. Si no sigue siendo más de los mismo y dependiendo de alguien, que ojalá sea iluminado y que esté en el poder central y se digne a escuchar lo que le estamos pidiendo.

¿Faltan liderazgos?

Es que pasa que el que tiene el problema es el que va a gestionar. En Santiago no tienen un problema con los puertos; perciben que los problemas están en San Antonio porque está en su macro región metropolitana. Entonces, el tema acá es que si las regiones tuviéramos la capacidad y la facultad de liderar un proyecto de ese estilo, es seguro que tendríamos a algún consorcio internacional estudiando esto. Pero para eso hay que cambiar la forma en que se toman las decisiones hoy en el país. Esto es lo mismo que he estado señalando en el tema del conflicto con los pueblos originarios. No puedo estar haciendo cosas que van al día a día, pero que no van a la raíz y la causa raíz acá es que en realidad las inversiones, los proyectos no los lideren quienes son los usuarios. Eso está mal. Si las decisiones de lo que yo necesito las toma otro está mal y eso es un poco lo que tenemos hoy día, mientras tengamos las decisiones adecuadamente puestas en el incumbente que en este caso son las regiones, los municipios donde está la actividad económica.